Boletín Ecológico Nicaragua

En 2017, Nicaragua incrementó plantaciones pero perdió bosques primarios y genética.

Fotos y texto: David Quintana – 30 Diciembre 2017 – Sin duda, las plantaciones forestales y la llegada de una nueva directora al organismo rector de sector forestal, le dieron un rostro esperanzador a este Item ambiental, aunque para otros, el gobierno estimula una problemática que penetra como cáncer en los bosques primarios del país. El manejo forestal puede resolver la ilegalidad, aseguran otros.

A continuación, las opiniones de los principales actores, que elevaron sus voces durante el año 2017, en el tema forestal:

Raomir Manzanarez, Club de Jóvenes Ambientalistas (CJA) – Nuestra Organización es miembro de la Comisión Nacional Forestal (CONAFOR), en dicho espacio expresamos posiciones referentes a la situación ambiental. 2017, ha dejado un INAFOR fortalecido referente a la nueva dirección ejecutiva y renovados sus planes estratégicos, es una institución que está bajo el mandato directo del Presidente de la República y que su principalmente su trabajo es rectoriar el sector forestal. Estamos convencidos que este no es un trabajo de una institución, sino el concurso de todos los sectores el Gobiernos Municipales, Empresas Privadas, Universidades, Iglesias y organizaciones sociales, sumado a los medios de comunicación.

Para Manzanares, 2017 dejó avances significativos, dado que a la fecha; de 177,672.89 (Áreas hectáreas) entre viveros, plantaciones puras, reforestacion, cortinas rompe vientos, se han plantado. “Todo es un gran avance pero seguimos con un sector el cual su compromiso es mínimo frente a la situación de perdida de área boscosa como es la Empresa Privada. Logramos ver los índices de crecimiento económico pero a cuenta una empresa privada poco o nada sensible, de todo este panorama el daño es directo tanto a las poblaciones rurales y la vida silvestre”. Indicó.

Ove Faurby, Gerente General Norteak Nicaragua S.A – “Nos preocupa que el punto 4 de la ley de permisologia. “Nosotros sentimos que el año fue positivo, porque sentimos un nuevo enfoque del gobierno de querer fomentar la producción forestal y reducir la carga burocrática. Y en lo que son las plantaciones hubo avances importantes. En otros aspectos puede ser que hace falta demostrar que los plazos se cumplan y de otra manera convertir las buenas voluntades en práctica. Por otro lado, opino que en el decreto 20-2017 para proyectos Categoría 4 no hubo la simplificación esperada. Para estos proyectos que son ordinarios todavía se pide como requisito un “programa de gestión ambiental” previo. Habíamos entendido que para proyectos sencillos MARENA manejaría una normativa o norma técnica a cumplir, es decir que cada interesado en usar un banco de material o construir una escuela no necesita de antemano tener conocimientos para formular su propia metodología ambiental.”. Aseguró el también gerente general de Norteak Nicaragua, una empresa forestal dedicada a la siembra de Teca, y que este año amplió sus plantaciones a 200 hectáreas más.

Rosario del Socorro Sáenz Ruiz. Directora Ejecutiva Fundación Para el Desarrollo Sostenible de Nicaragua (FUNDENIC-SOS)- “La   Perdida forestal y los desafíos van a seguir siendo enormes. Veamos por ejemplo el tema de los incentivos, resguardo genético, información al público. Todo esto asegura el futuro forestal, pero si vamos a la realidad, esto es nulo. Como organización sabemos que se están perdiendo variedades y no hay  información oficial disponible, prueba de ello  es que el Banco de Semillas está inhabilitado, así que, mientras el gobierno central continúe su misma línea – centralista – y concentre todo el poder de decisión en dos personas (Daniel Ortega y Rosario Murillo) y continúen sin aplicar el Marco Legal actuando de manera discrecional, será el mismo desorden; despale indiscriminado, perdida del material genético-forestal, pérdida de biodiversidad, y menos resiliencia del país para enfrentar los cambios climáticos.

Norwing Torrez, director de La Fundación Amigos del Río San Juan (FUNDAR). “Precisamente el país, estrenó en 2017, nuevas permisologias, éstas van a venir de una manera, a agilizar la gestión del sector público y privado, convirtiendo este año, en uno de los mejores en lo que respecta a campañas de reforestación, dado a las buenas condiciones climáticas que hubieron a la fecha, aunque preocupa, por un lado, el cambio de uso del suelo negativo en algunas zonas del país, aunque hay que reconocer que hay otras zonas donde este cambio de uso, ha sido en positivo para la regeneración natural y plantaciones forestales”.

Juan Jose Zelaya, licenciado en Ciencias Ambientales y Regente Forestal de Estelí.  –  “El desarrollo institucional si ha existido pero carece de un plan nacional de desarrollo forestal en este país, un plan nacional ambiental en todas sus escalas y sobre todo recursos humanos jóvenes y financieros. Se tiene que invertir mucho dinero y hacer una tomar en los debates públicos en este campo. En mi criterio los debates y congresos esta la esencia que buscamos el desarrollo. Tenemos que ponernos de acuerdo. Los madereros siempre encuentran una solución para extraer madera y hay ayuda gubernamental me refiero no en coimas sino porque la POLÍTICA AMBIENTAL es flexible. Necesitamos una ley de POLÍTICA AMBIENTAL”.

Según Zelaya, el empresarial está aliada con el gobierno y a ellos le preocupa la Ley Nica Act. “Yo admiro Chile porque la empresa privada invierte en su gente. En nuestro caso no hay una POLÍTICA FISCAL y que se destine mayor recursos financieros al campo ambiental. Me parece que el sistema de distribución de los ingresos recaudados en materia ambiental no va a este campo. Se necesita distribuir en mayor cantidad el dinero recaudado en materia ambiental al campo ambiental. Recordemos que el presupuesto es limitado. Se depende de los préstamos multilaterales”. Puntualizó.

Marvin Centeno: Director del Consejo Nicaraguense de Certificación Forestal Voluntaria (CONICEFV) – “Indiscutiblemente el Manejo Forestal en Nicaragua, es una vía para combatir la tala y la ilegalidad que se practica en el país. Al respecto hay voluntad del Gobierno y ya trabajamos en la zona de Madriz, con pueblos indígenas. Por otro lado, el país tiene experiencia de unas 50 mil hectáreas bajo manejo, pero el problema de leyes de veda, estimuló que las empresas lo dejaran, pero ya se está superando puesto que hay unas 354 mil hectareas de plantaciones ya certificadas, y ésto es una forma de asegurarte de forma voluntaria el manejo sostenible que significa; respeto a las leyes, responsabilidad social y ambiental de los bosques”.

De acuerdo a Centeno, los efectos que dejan los cambios climáticos, nos invita a discutir con seriedad el tema forestal para mejorar, pues cada año hay incidencia de éstos sobre los bosques y por ello hay que incrementar más el debate con respeto. Insistió.

Posted by on Dec 30 2017. Filed under Análisis por David Quintana, Noticias, Reportajes Verdes. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry

1 Comment for “En 2017, Nicaragua incrementó plantaciones pero perdió bosques primarios y genética.”

  1. Ove Faurby

    Gracias por tomarme en cuenta en tu reporte fin de año. No obstante, quiero decir que lo referido a la normativa de MARENA no es nuestro principal recuerdo del año 2017. Para nosotros el año fue positivo, porque sentimos un nuevo enfoque del gobierno de querer fomentar la producción forestal y reducir la carga burocrática. Y en lo que son las plantaciones hubo avances importantes. En otros aspectos puede ser que hace falta demostrar que los plazos se cumplan y de otra manera convertir las buenas voluntades en práctica.
    Quiero decir que no tengo ninguna observación sobre un tal arto. 4, sino que opino que en el decreto 20-2017 para proyectos Categoría 4 no hubo la simplificación esperada. Para estos proyectos que son ordinarios todavía se pide como requisito un “programa de gestión ambiental” previo. Habíamos entendido que para proyectos sencillos MARENA manejaría una normativa o norma técnica a cumplir, es decir que cada interesado en usar un banco de material o construir una escuela no necesita de antemano tener conocimientos para formular su propia metodología ambiental.

Leave a Reply

Search Archive

Search by Date
Search by Category
Search with Google

Photo Gallery

Log in | Webmail | © Boletín Ecológico, 2013