Boletín Ecológico Nicaragua

Comunidad Pie de Gigante propone crear Zona Marina de Vida y Desarrollo

Por: Leonardo Coca Palacios / 05 de junio 2916 – Durante los últimos años han disminuido drásticamente las poblaciones de especies marinas con valor económico, arriesgando la sostenibilidad de la pesca artesanal y la subsistencia de las comunidades costero marinas del Pacífico de Nicaragua.

Esta disminución de las poblaciones de especies marinas se debe entre otros factores a inapropiadas artes de pesca como el uso de explosivos y el cambio climático.

Ante esta problemática la comunidad Pie de Gigante -una de las comunidades costero marinas más bellas de Nicaragua, cuyas principales actividades socioculturales y económicas son la pesca artesanal y el turismo- propuso a las autoridades nacionales y municipales la creación de una Zona Marina de Vida y Desarrollo.

La propuesta de creación de la Zona Marina de Vida y Desarrollo Pie de Gigante es pionera en Nicaragua y se presupone debería ser una “zona marina de uso controlado bajo manejo comunitario”.

La comunidad costero marina Pie de Gigante está circunscrita en el municipio Tola, cuya población ronda los 25,000 habitantes que se dedican en su mayoría a diversas actividades socioeconómicas como turismo de aventura, pesca, agricultura y ganadería.

La pesca artesanal está íntimamente ligada al pujante desarrollo turístico de Pie de Gigante, comunidad cercana a la cual existen diversos desarrollos turístico inmobiliarios, entre los que destacan Guacalito de la Isla, Machele´s Place, Aqua, Hacienda Iguana, Rancho Santana, Villa Jiquelite, Buena Onda Beach Resort, entre otros hoteles, hostales y un sin número de restaurantes. La zona es excelente para recreación y prácticas de surf y stand up, canoas y kayaks.

Según especialistas de Fauna y Flora Internacional, en Nicaragua se tiene registrada la presencia de 382 especies de peces y la disminución de las poblaciones está asociada a varios factores como el aumento en la intensidad de pesca, el uso de artes de pesca insostenibles (entre ellas el uso de bombas), el deterioro de áreas marinas de refugio para las especies y el deterioro de ecosistemas costeros como los manglares que es donde pasan los primeros estadios de su ciclo de vida la gran mayoría de las especies marinas.

También influyen los cambios en la temperatura del mar relacionados al cambio climático, que afectarán los patrones de distribución de las especies marinas.

“Tomando en cuenta todos esos factores tendremos problemas serios de sostenibilidad ambiental, económica y social en las comunidades costeras del Pacífico”, prospectan los expertos, quienes desde hace varios años desarrollan sistemáticamente monitoreos marinos en las zonas pesqueras El Astillero, Pie de Gigante, San Juan del Sur y El Ostional.

Estos monitoreos, de manera preliminar muestran que no hay una diferencia marcada en las tallas de especies de peces observadas dentro de áreas protegidas marinas legalmente declaradas en comparación con las áreas marinas de pesca abierta, lo que indica que a la fecha toda la zona marina es explotada de manera similar.

Según un estudio realizado por Fauna y Flora Internacional, en la comunidad Pie de Gigante la actividad pesquera artesanal la desarrollan 69 pescadores, quienes en promedio sostienen económicamente a cinco personas, beneficiando directamente a 345 personas y de su actividad económica depende el desarrollo de muchos servicios turísticos y sobre todo se nutre la industria pesquera nacional que compra la producción de Gigante para exportación o para el mercado nacional y local.

La Zona Marina de Vida y Desarrollo Pie de Gigante propuesta es un área marina ubicada frente a las costas del Municipio de Tola, Departamento de Rivas que engloba un área de 623 kilómetros cuadrados, caracterizada por la variedad en los tipos de fondo y por la presencia de formaciones rocosas a profundidades de 18 a 40 metros, donde se concentra gran cantidad de cardúmenes de peces y crustáceos de los cuales dependen  la vida y subsistencia de los habitantes de la comunidad de Gigante y comunidades aledañas.

La mayor parte de estas formaciones rocosas son de elevada productividad para los pescadores, quienes aplican diferentes métodos y equipos de pesca para extraer los peces que habitan dichos lugares, donde es fácil encontrar diariamente entre 20 y 40 embarcaciones “cuerdeando” pargo, también otras embarcaciones cargan compresores de aire para facilitar -mediante el buceo- la extracción de langosta, ostras, pulpo y pepinos de mar.

Los sitios de pesca -llamados comúnmente “piedras” por la comunidad- más importantes son: Brito, La Polvosa, Piedra del Diablo, El Barco, El Arbolito, Sardina, Los Cerritos, El Mero y Manzanillo.

Con respecto a las artes de pesca, los pescadores proponen las siguientes restricciones para la Zona Marina de Vida y Desarrollo Pie de Gigante:

  • Prohibir totalmente el uso de explosivos o bombas en las labores de pesca, lo cual también está prohibido por Ley en el territorio nacional.
  • Prohibir el uso del trasmallo de 3 1/2 pulgadas dentro de los límites de la Zona Marina de Vida y Desarrollo Pie de Gigante (ZMVDPG). Solamente se permitirá el uso de redes agalleras con malla igual o mayor a 4 pulgadas a lo largo de los límites de la ZMVDPG. No se permitirá el uso de redes “robaleras”, como una protección de especies amenazadas como las tortugas marinas.
  • Prohibir el uso de redes agalleras, en la Zona de Vivero La Polvosa. Se permitirá por embarcación un máximo de 20 (veinte) unidades de redes agalleras dirigidas a especies específicas tomándose en cuenta que los calibres de estos puedan ser de 10, 12 y 14 mm.
  • Prohibir el uso de líneas con anzuelos en la Zona de Vivero La Polvosa. Dentro de los límites de la ZMVDPG solo se podrán usar anzuelos circulares iguales o mayores al número 10 en las líneas de fondo o líneas flotantes de deriva. Se permitirán por embarcación un máximo de 2000 (dos mil) unidades de anzuelos para pesca dirigida al pargo y un máximo de 800 (ochocientas) unidades de anzuelos para pesca dirigida al dorado.
  • Prohibir el uso de carnada viva para la pesca dentro de los límites de la ZMVDPG.
  • Prohibir el uso del compresor como instrumento de apoyo al buceo en la Zona de Vivero o No Pesca La Polvosa. Prohibir el uso de compresor como instrumento de apoyo al buceo durante los meses de vedas de pulpo, langosta y pepino de mar. Sólo será permitido su uso cuando se requiera para despegar redes agalleras en las épocas de veda, siempre y cuando se le comunique y se registre con el comité de manejo respectivo. No se permitirá el uso del compresor como instrumento de apoyo al buceo.
  • La “cuerdeada”, se está utilizando con anzuelo tipo “J” números 7 y 8 y se restringe su uso en la Zona de Vivero o No Pesca La Polvosa.

Otros datos interesantes:

  • En Nicaragua la pesca artesanal involucra a 14,000 pescadores en 112 comunidades costero marinas y sostiene directamente a más 81,000 personas, además los productos marinos están entre las principales exportaciones del país.

El 72 % de los pescadores son originarios del municipio de Tola, el 28 % de otros municipios. La escolaridad de los pescadores mayormente es de primaria aprobada 78%, apenas el 16% ha aprobado secundari

Posted by on Jun 5 2017. Filed under Noticias, Reportajes Verdes. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry

Leave a Reply

Search Archive

Search by Date
Search by Category
Search with Google

Photo Gallery

Log in | Webmail | © Boletín Ecológico, 2013